El Arma Secreta de la Humanidad (Levi y tú) - Arco de la familia López -
  Autor/a: ErikaMatake
  Visitas: 120
  Fecha: 12/03/17 11:06
  Última edición: 12/03/17 11:06
Fanfics > El día a día en friki



 

¡Hola! Decidí publicar mi historia aquí, no sé porque, pero lo decidí. Hacia tiempo que no subía nada a si que pues subo esta historias. Este fanfic es con Levi siguiendo la historia principal de el manga y el anime. Aunque él no aparece hasta capítulos más adelante. Espero que os guste. Esta historia también está publicada en Wattpad y allá ya tiene varios capítulos. Sin más os dejo con el primer capítulo

----____----____----

Capítulo I - Todo lo que dejamos atrás

EL COMIENZO DE LA HISTORIA

-----------------------------------------------------------------------------------------------

_ Año 839. Muralla María. Distrito de Shiganshina. Actual casa de la familia López_

-Karma: Lo haces muy bien. Incluso mejor que algunos soldados de mi Legión. -le dice a su pequeña hermana menor- Seguro que serías una gran soldado, pero ya sabes lo que madre dijo antes de su fallecimiento.

-Yo: Si, lo recuerdo. -dijo recordando aquel día-

------------------------------------------------------------------------------------------------

_Año 835. Muralla Rose. Distrito de Utopía. Casa de la familia López_

La pequeña estaba siendo cuidada por su abuela. Cuando tocan la puerta de su casa. La pequeña se levanta emocionada de la silla y corre para abrir la puerta. Al abrirla se encuentra a tres personas, los cuales eran sus padres y su hermano mayor. Todos comieron en familia cuando la pequeña de la casa les confesó algo a todos los presentes.

-Yo: Me uniré a la Legión de Reconocimiento. -confiesa con el tenedor en su mano derecha alzándolo levemente-

Todos los presentes la miraron con ojos sorprendidos, aunque no era la primera vez que lo decía.

-Padre: No lo harás.

-Yo: Pero mi hermano se está entrenando para entrar a la Legión.

-Karma: Yo me uniré a la Policía Militar y no a la Legión de Reconocimiento. -dice mirando a su hermana con el ceño fruncido-

-Padre: -mira a su hija- Ya hemos hablado de esto antes. Olvida esa idea.

Después de la cena, cuando todos estaban ya en su cama, la pequeña estaba en su cuarto apunto de dormirse cuando su madre entró a la habitación.

-Madre: Mi pequeña, -acaricia la cabeza de su hija- olvida esa idea de unirte a la Legión. Tu padre y yo fuimos obligados a entrar.

-Yo: Pero yo quiero seguir usando el equipo tridimensional.

-Madre: Intentaré convencer a padre de que sigas entrenando, pero no te unas a la Legión. -sonríe- ¿Está bien?

Sin saberlo su padre se encontraba apoyado en el marco de la puerta ocultado por la oscuridad escuchando todo lo que su esposa y su hija hablaban.

-Yo: Esta bien madre. -le devuelve la sonrisa-

Unos días más tarde sus padres se fueron de expedición, fuera de la muralla. No había razones para temer por la vida de ellos, pues, según sus hijos, eran los más fuertes de sus respectivos batallones.

Hoy la Legión de Reconocimiento volvía de la expedición, su hermano y ella salieron de casa dejando a su abuela cocinando. Ellos fueron hasta la puerta que conectaba su distrito con la Muralla María. Esperaron pacientes a sus padres, pero la noche se hizo y en ningún momento la puerta se abrió para recibirlos. Ellos sabían que la Legión no pasaba por ahí normalmente porque después de entrar a la Muralla María iban directos al Cuartel General.

-Karma: No te desanimes. -dijo mirando a su hermana de apenas seis años- Seguro que han vuelto a casa y nosotros les estamos esperando aquí.

El peli-negro de unos trece años cargó a su hermana pequeña y fueron a casa donde les esperaba una de las peores noticias que van a recibir en toda su vida.

------------------------------------------------------------------------------------------------

_ Año 839. Muralla María. Distrito de Shiganshina. Actual hogar de la familia López. Cuarto aniversario del fallecimiento de los padres_

-Yo: A ellos les hubiera gustado que los dos entráramos en la Policía Militar. Pero tú les desobedeciste.

-Karma: Tú sabes que desde siempre quise entrar a la Legión.

-Yo: Ya lo sé, pero esa no era razón para mentirles.

-Karma: Ellos nunca lo habría aceptado, sino mentía incluso podrían haberme sacado del entrenamiento.

-Yo: Igualmente. Me uniré a la Legión. -dice mientras agarra el equipo de maniobras tridimensional con el que siempre entrenaba-

-Karma: ¿A donde vas? -dice viendo a su hermana mientras se colocaba el equipo-

-Yo: A dar una vuelta. -responde subiéndose a la ventana del segundo piso de su casa-

Su hermano rápidamente intentó atraparla pero ella sabiendo que su hermano se lo impediría se colgó de la ventana y la cerró en la cara de este y acto seguido se fue usando el equipo de maniobras.

-Karma: Es insoportable.

------------------------------------------------------------------------------------------------

_Año 839. Cuartel General de la Legión de Reconocimiento. Actual Comandante Keith Shadis_

-Erwin: ¿A vuelto a ocurrir? -dice suspirando mientras caminan hacia el despacho del comandante-

-Karma: Mucho me temo que si.- responde caminando al lado del Capitán Smith-

-Erwin: Entonces debemos comunicárselo otra vez al Comandante Shadis. -dice parándose enfrente de la puerta del despacho del suso dicho-

-Karma: -asiente- Espero que no le moleste. -toma el pomo de la puerta y entra a la sala-

-Keith: ¡¿Cuántas veces he dicho que tienen que llamar a la puerta para poder entrar!? -dice levantándose de su silla y dando un golpe en la mesa con sus manos-

-Karma: ¡Lo lamento pero se trata otra vez de ese asunto! -le responde con disciplina y firmeza-

-Keith: ¡¿Otra vez!? ¡¿Es que no puede parar a su hermana de apenas diez años!?-dice acercándose a el peli-negro mientras alzaba más la voz-

-Karma: ¡No puedo comandante! ¡Ella fue entrenada por mis padres desde los tres años, apenas puedo seguirle el rastro!

-Keith: Vaya... eso es interesante -baja el tono de voz y mira a Erwin que se encontraba en la puerta- Capitán Erwin, siguele el rastro y atrápala, sin usar la fuerza, después de todo no tiene diez años. -pone sus manos detrás de su espalda-

-Erwin: ¡Enseguida! -se va a paso ligero-

-Keith: -se sienta en su silla- Tome asiento Soldado López y cuénteme más sobre su hermana.

------------------------------------------------------------------------------------------------

_Año 839. Muralla María. Distrito de Shiganshina_

-Yo: Me estoy quedando sin gas, será mejor que vuelva a casa o sino me tocará volver andando. -suspira desilusionada-

La pequeña se dio la vuelta para volver a casa pero al girar se encontró con una persona que solamente había visto de lejos. El Capitán Erwin Smith. "¿Qué hace él aquí y porque me esta mirando?". La castaña se alejó un poco, pues estaba realmente cerca de aquel hombre que solo conocía cuando la Legión volvía de expedición. El hombre rubio agarró a la pequeña por el brazo, de una forma firme pero sin hacerle daño.

-Yo: ¡Suélteme! -dijo intentando soltar su brazo del agarre de aquel hombre-

-Erwin: No puedo hacer eso. Además, no te pareces a la descripción que un confidente nos ha dado de ti, ha sido muy fácil atraparte.

La pequeña salto y con ayuda de un poco de gas del equipo de maniobras enganchando sus piernas alrededor del cuello del capitán. Erwin se sorprendió por aquel movimiento. La pequeña apretó un poco el cuello que tenia entre sus piernas e hizo que las dos manos del rubio fueran a sus piernas soltando su brazo con facilidad. Una vez libre hizo una voltereta hacia atrás quedando totalmente libre y sin mirar al rubio se dispuso a huir usando su equipo de maniobras.

-Erwin: Vaya. Parece que realmente la descripción si coincidía. -siguió a la niña con su equipo de maniobras tridimensional-

------------------------------------------------------------------------------------------------

_ Año 839. Cuartel General de la Legión de Reconocimiento. Despacho del Comandante_

-Karma: Eso es todo.

-Keith: Cada vez ella me resulta más interesante y realmente sería una pena que sus habilidades fueran desperdiciadas. Si tu hermana se uniera seria entrenada aquí con los más expertos en combate. Sería ''El arma secreta de la humanidad''. -al ver al soldado tan dudoso pensó en alguna otra cosa que decir- El que se uniera sería el mejor regalo que podrías hacerle, -hizo bien en elegir esas palabras, pues captó toda la atención del soldado- después de todo ella quiere estar aquí.

-Karma: Tiene razón, pero no quiero que sea enviada al exterior. -le responde preocupado por su hermana-

-Keith: No hay problema con eso. La entrenaremos hasta sus dieciséis años. Es la edad a la que todos los de la Legión han tenido su primera experiencia fuera de las murallas, tú mejor que nadie deberías saberlo pues lo has experimentado, aunque con su habilidad seguramente a los catorce o antes esté lista.

-Karma: Si a ella no le importa... -muy dudoso-

El comandante se levanto de su silla y se colocó al lado del soldado poniendo su mano en el hombro del joven.

-Keith: Ella podría ser la clave para acabar con los titanes, tal habilidad no puedo pasarla por alto.

El joven peli-negro se levantó de la silla y se fue del despacho de su comandante rumbo a casa.

------------------------------------------------------------------------------------------------

_Año 839. Muralla María. Distrito de Shiganshina_

-Yo: "Cada vez tengo menos gas y el capitán de la Legión parece que no se rinde." -suspira- "Supongo que no tengo otra opción, aunque lo despiste tendré que volver caminando a casa."

El Capitán Erwin cada vez se encontraba mas cerca de la pequeña debido a que ella se estaba quedándose sin gas. Él lo sabía y no iba a dejar escapar esta oportunidad, porque después de todo el Comandante Keith Shadis le había ordenado que la atrapase sin usar la fuerza. "Después de todo solo es una niña que no sabe administrar el gas del equipo de maniobras, si sigue así se quedará sin el y podré llevarla ante el Comandante" pensó, pues esa era su estrategia desde que se escapó de su agarre, aunque no podía bajar la guardia. "Ya se está quedando sin gas" sonrió ante ese pensamiento pues vio que ya estaba fallando.

-Yo: "Este es el momento."

La pequeña fue hacia la calle de su derecha, era una calle algo estrecha pero que se podía ir con el equipo de maniobras sin ningún problema, pero a algunas personas les costaría hacer ciertos movimientos. Ella tiró los ganchos a un pequeño puente que unía dos azoteas de la calle, utilizó casi todo su gas y en un movimiento rápido saltó a Erwin, quien lo veía aun más sorprendido que la última vez, quedándose atrás de él y huyendo con el poco gas que le quedaba. Al ser una calle estrecha el capitán tardo en dar la vuelta con su equipo y cuando lo logró perdió totalmente la pista a la pequeña.

-Erwin: La subestimé. -frunce el ceño-

------------------------------------------------------------------------------------------------

_ Año 839. Cuartel General de la Legión de Reconocimiento_

El comandante se encontraba andando por el cuartel cuando vio a su capitán y se acercó a él.

-Keith: ¿La has capturado?

-Erwin: No he podido. -dice mirando a su comandante fijamente-

-Keith: -suspira- Entonces todo lo que nos dijo el Soldado López era cierto, menos mal que tenía un plan B.

-Erwin: -lo ve confuso- ¿Un plan B?

-Keith: Que se una a la Legión por la buenas, porque viendo que nuestro mejor soldado no pudo atraparla... si seguimos así solo sería gastar el equipo a lo tonto.

-Erwin: Si hubiéramos mandado a los mejores soldados de mi batallón conmigo tal vez la hubiéramos atrapado.

-Keith: ¿Para una niña de apenas diez años? No, tú y tu batallón iréis a otro sitio dentro de un tiempo. Lo de la niña se resolverá solo.

-Erwin: Esta bien.

------------------------------------------------------------------------------------------------

_ Año 839. Muralla María. Distrito de Shiganshina. Actual hogar de la familia López. Cuarto aniversario del fallecimiento de los padres_

La pequeña se encontraba en la misma habitación en la que había visto por última vez a su hermano. Se estaba quitando el equipo de maniobras para poder llenarlo otra vez de gas, pues después de haber saltado a Erwin por encima y haber huido se había quedado sin el.

Comenzaron a escucharse pasos por el segundo piso, la pequeña pensó que se trataba de su hermano mayor. Los ruidos ahora se escuchaban más fuertes, alguien estaba subiendo por la escaleras y se dirigían al cuarto donde ella estaba.

-Karma: -entra a la habitación donde está su hermana menor- ¡Feliz décimo cumpleaños! -la pequeña lo miró- Este mismo día a esta misma hora naciste tú. Lo recuerdo muy bien, aunque yo era muy pequeño. -se quitó la chaqueta de la Legión que llevaba puesta y la colgó en una percha de madera-

-Yo: Feliz cuarto aniversario de la muerte de nuestros padres. Este mismo día a esta misma hora murieron. -dice haciendo una especie de imitación de su hermano-

La pequeña seguía mirando a su hermano. Después de haber colgado la chaqueta el hermano mayor se acercó a su hermana y se agachó quedando a su altura.

-Karma: No pienses en lo malo de este día, hoy hay una fecha muy especial que recordar y hablo de tu cumpleaños.

-Yo: Desde ese día de hace cuatro años yo no tengo cumpleaños. -mira fríamente a su hermano lo cual era normal en ese día del año-

-Karma: Pero sin embargo ahora tienes diez años en vez de nueve ¿no? -dice sonriendo-

-Yo: Exacto. -responde sin cambiar la fría mirada-

-Karma: Entonces si tienes cumpleaños, lo que no haces es celebrarlo. -se ríe y ante eso la pequeña frunce el ceño- Aunque igualmente te obligamos.

-Yo: Tonto... -se cruza de brazos-

-Karma: Vamos, no me digas eso. -carga a su hermana y se levanta- Vamos abajo, la iaia a hecho una tarta, como acostumbramos todos los años.

------------------------------------------------------------------------------------------------

_ Año 839. Muralla María. Distrito de Shiganshina. Actual hogar de la familia López. Décimo cumpleaños de la pequeña. Más tarde en el mismo día_

La pequeña ya estaba lista para irse a la cama, llevaba puesto su pijama y estaba metida en su cama, cuando tocaron la puerta de su habitación.

-Yo: Adelante. -da permiso para entrar con un tono de cansancio y sueño en su voz-

-Karma: -entra a la habitación- Te quería hablar sobre una cosa importante.

-Yo: ¿No podía haber sido antes?

-Karma: No. -va hacia la cama de su hermana y se sienta al pie de esta-

-Yo: -se reincorpora- Entonces habla.

-Karma: Se trata de la Legión. -con esas palabras captó totalmente la atención de su hermana-

-Yo: Hoy me ha estado persiguiendo un capitán. -dice como si fuera lo más normal del mundo-

-Karma: Lo sé, pero no quería hablar de eso exactamente.

-Yo: ¿Entonces de que se trata? -pregunta con curiosidad-

-Karma: He estado hablando con el Comandante Keith Shadis, ¿lo conoces? -su hermana asiente- Bueno, pues de lo que he hablado con él a sido de ti. -la pequeña se sorprendió y se le ocurrieron un montón de preguntas pero dejó a su hermano continuar hablando- Dice que tienes unas habilidades magníficas y eso que aún no te ha visto en persona, -sonríe orgulloso de su hermana- él quiere que te unas a la Legión.

-Yo: ¿Eh? Pe-Pero si solo tengo diez años. -responde sorprendida pero con felicidad-

-Karma: Ellos te entrenarán mejor que yo, después de todo ya me has superado. -sonríe-

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------