En las garras del enemigo ///ONE-SHOT/// Con Orochimaru
  Autor/a: Leenale
  Visitas: 180
  Fecha: 18/05/17 11:21
  Última edición: 18/05/17 11:22
Fanfics > El día a día en friki



 

Hola criaturitas hermosas xD aquí les dejo este One-Shot.
Aquí Orochimaru tiene 35.
Si quieren leerme por Wattpad me llamo @Sunrii.

////////////////////////

-¿Hiciste lo que te pedí?- preguntó el de apariencia viperina

-Por supuesto Orochimaru- dijo serio

-Es lo menos que esperaba, con ese expediente falso es seguro que el caso se arruina, eso empezará a despretigiar enseguida este bufet- dijo con una sonrisa maliciosa

-¿No piensas que un caso es muy poco para desprestigiarla?- preguntó un poco dudoso

-Te equivocas Shishio, no estamos hablando de cualquier cliente, es uno de los más importantes que ha tenido este bufete y con la excelente fama que tiene esta empresa un caso es suficiente para empezar a quebrar, tenemos que empezar desde adentro y poco a poco este imperio irá cayendo-

-No ha sido nada fácil poder hacer el intercambio pero Kabuto es muy eficiente-

-Eso lo se- le dio la razón, ese peliblanco era de su total confianza -ahora actúa normal, nadie debe enterarse de esto- advirtió

-No tienes que decírmelo- bufó y en ese momento sonó su celular, atendió la llamada que no duro más de un par de minutos y miró al viperino

-¿Que ocurre?- preguntó Orochimaru

-La junta se canceló, Genma no llegó-

-Perfecto- sonrió -¿nadie sospecha?-

-No, pensarán que fue un fallo del carro, nadie sabrá que fue alterado-

-Bien, con lo estricto que es Fugaku no escuchara razones de su falta y tendremos una posible cancelación para esa estúpida alianza entre bufetes-
.............................................

(..) Shiranui de 22 años, una chica graduada que trabaja de diseñadora en la empresa Namikaze, la más prestigiosa de su tipo en Japón.
Es hija de Genma Shiranui, fundador y presidente de los bufetes de abogados Shiranui, considerados entre los mejores junto con los bufetes Uchiha y Hozuki.
Ese día había decidido ir a visitar a su padre a su oficina, tenía algún tiempo que no lo veía porque aparte de que el trabajo de ambos les quitaba bastante tiempo hacía unos meses que se había independizado y ahora vivía en su propio departamento.
Para su desdicha la secretaria de su padre le había informado que este había salido a una junta importante y que regresaría más tarde, quería darle una sorpresa a su padre pero la que se la llevó fue ella así que decidió regresar a su trabajo.
Cuando estaba por dar la vuelta en un pasillo se detuvo en seco al reconocer la voz de Orochimaru, el vicepresidente del bufete y un buen amigo de su padre, no lo conocía muy bien pero le tenía bastante respeto y admiración, ella no era de las que solía escuchar conversaciones ajenas porque era de mala educación pero por algún motivo la curiosidad pudo más con ella que la prudencia.
A cada segundo no podía dejar de sorprenderse más por aquella conversación, la invadía una sensación de rabia y miedo, no entendía porque aquel que se decía amigo de su padre estaba tratando de llevarlo a la ruina.
No podía creer que Orochimaru fuera ese tipo de persona, al tal Shishio no lo conocía de nada.

-No puedo permitir que se salgan con la suya- pensó

De repente el sonido que avisaba una llamada en su celular la espanto tanto que no pudo evitar dar un pequeño brinco y lanzar un grito, inmediatamente salió corriendo del lugar. .....................................

Orochimaru y Shishio se miraron alertas al escuchar ese tono de llamada.
A los segundos se escucharon los pasos de alguien que corrió por el pasillo.

-No puede ser- dijo furioso Orochimaru -no pienso dejar que nadie arruine mis planes- comenzó a correr por donde habían escuchado los pasos

(..) asustada porque la descubrieran corrió lo más que pudo por las escaleras de emergencia y llegó al estacionamiento, no se detuvo hasta que entro en un callejón por ahí cerca, estaba por regresar por ver que no había salida pero los pasos de alguien corriendo la alertaron por lo que se escondió detrás de un contenedor de basura que ahí estaba. Comenzó a temblar cuando pudo ver una sombra reflejada en la pared acercándose peligrosamente a donde ella estaba y sólo pudo encogerse en su lugar.

-Orochimaru, ¿que haces aquí?-

-Genma, es sólo que vine a buscar algo a mi carro y escuché ruidos, quería saber que era- contestó alejándose

(..) respiro aliviada de ser salvada por su padre.

-Lo más seguro es que sea un gato- dijo Genma -necesito tu ayuda, hay que revisar algunos papeles y quiero tu opinión-

-Claro- sonrió

Ambos se dirigieron dentro del bufete.

-Genma-san su hija vino a buscarlo - notificó su secretaria al verlo llegar

-¿Mi hija?- preguntó extrañado

-Hai- sonrió -sólo que no se pudo quedar porque tenía trabajo, dijo que si podía la llamara-

-Está bien, más tarde me comunico con ella- suspiró
..............................................

(..) llegó a su departamento y lo único que podía pensar era en la conversación de Orochimaru y Shishio, le preocupaba mucho lo que querían hacer y aunque pensó mucho seguía sin entender el porque de hacer eso.
Quería ayudar a su padre pero delatarlos no estaba en sus planes, eso podía ponerlo en peligro y no estaba dispuesta a dejar que lo lastimaran así que tenía que pensar en algo.
.............................................

Genma y Orochimaru se la pasaron bastantes horas revisando papeles sin descanso.

-Es suficiente por hoy Orochimaru, mañana retomamos esto- suspiró sobando su cuello

-Bien- apretó ligeramente el puente de su nariz

-¿Qué tal fue con Fugaku?-

-Ahora mismo esta enojado, es mejor esperar unos días y tratar de hablar con él, el carro fue mandado a revisión-

-¿Crees que quiera romper la alianza?- preguntó aparentemente preocupado

-Espero que no- susurró

Después de esa pequeña conversación Orochimaru salió de la oficina dispuesto a irse pero antes de hacerlo se encontró con Shishio en el estacionamiento esperándolo.

-¿Qué ocurre?- preguntó serio

-Era una jovencita la que nos escuchó- soltó

-¿Cómo sabes eso?- frunció el entrecejo

-Mira tu mismo- le mostró su celular -es la grabación de una de las cámaras de seguridad, ¿sabes quién es?- preguntó

-La hija de Genma- sonrió ladino

-¿Es peligrosa?-

-Lo es, pero descuida, yo me encargo- dijo con una mirada de malicia mientras subía a su auto
.................................

Los días pasaron, por más que (..) pensaba que podría hacer no se le ocurría nada. Ella no sabia absolutamente nada del trabajo de su padre, ella era diseñadora no abogada y aunque quisiera ayudarlo con sus casos para evitar que cambiaran los documentos no podía porque no sabía nada y se sentía impotente, su padre confiaba plenamente en Orochimaru y no había razón para revisar las cosas una vez ya lo hubiera hecho su vicepresidente.
Así que lo único que pudo pensar hacer fue ir al bufete más seguido y tratar de encontrar pruebas que inculparan a Orochimaru para poder ayudar a su padre.
............................................

-¿Y bien?- preguntó Shishio acercándose a Orochimaru después de salir de la oficina de Genma

-No le ha contado nada a su padre, él sigue comportandose igual conmigo- aseguró

-Dijiste que te harías cargo, aún no veo que hayas hecho algo al respecto-

-Sólo espera Shishio- sonrió ladino y se alejo yendo a la sala de juntas donde en algunos minutos se llevaría a cabo una
..........................................

-¿Entonces esta ocupado?- preguntó (..) a la secretaria de su padre

-Si, esta ahora mismo en una junta-

-Parece que la suerte nunca está de mi lado-

-¿Podrías hacerme un favor?- Preguntó con una sonrisa

-Hai-

-Tengo un informe muy importante que acabar antes de las seis y debo apresurarme, ¿podrías llevarle estas carpetas a tu padre?-

-¿Yo?- se señaló -podría molestarse si me ve a mi y no a ti-

-Descuida, eso no pasará-

-Está bien- tomó las carpetas que le entregó y fue directo a la sala de juntas

Cuando estuvo frente a la puerta tocó recibiendo la aprobación para pasar y pudo percibir la sorpresa en su padre al verla ahí.

-Vine a entregar estas carpetas- susurró a su padre una vez hizo una reverencia a los presentes

-Gracias (..)- sonrió su padre recibiendolas

-Me retiro-

-Puedes quedarte si así lo deseas-

(..) lo pensó un momento y asintió colocándose a un lado de Kimimaro, uno de los chicos que también trabajaban con su padre.
La junta no tardó más de media hora en terminar y poco a poco todos fueron saliendo hasta quedar su padre, Orochimaru, Kimimaro y ella en la sala.

-Permiteme un momento (..), voy a arreglar unas cosas y después vamos a mi despacho- dijo su padre -cuida esto- le entregó las carpetas que ella misma había llevado

-Hai- sonrió

Su padre salió de la sala y la sonrisa se le borró cuando se llevó con él a Kimimaro dejándola sola con Orochimaru. Sus niveles de ansiedad se elevaron y sólo trato de ignorarlo, no era muy educado pero no sabía cómo actuar frente al tipo y menos sabiendo lo que sabía.
Pasaron algunos minutos y el ambiente se volvió incómodo porque ninguno de los dos hablaba, además que empezaba a ponerse muy nerviosa pues hacia rato que Orochimaru la miraba fijamente y eso la incomodaba.

-Vaya ya se tardó- susurró (..)

No quizo esperar más y decidió caminar a la puerta pero sus nervios lo estropearon y se tropezó cayendo.

-Kuso- susurró comenzando a recoger las carpetas que estaban regadas por el piso

-Déjame ayudarte- dijo Orochimaru

La chica no dijo nada y comenzaron a recogerlos entre los dos y en un momento ambos observaron la misma carpeta y la tomaron al mismo tiempo, la mano de Orochimaru quedó sobre la de (..), se miraron y cuando él sonrió la chica sintió su cara arder.

-Lo siento- dijo Orochimaru levantándose

-No...no pasa nada- susurró desviando la mirada

-Vamos, déjame ayudarte a levantar-

Le ofreció una mano que dudosa aceptó, Orochimaru dio un jalón que dejó a la chica parada muy cerca de él, a escasos centímetros, tanto que ambos podíamos sentir la respiración del otro chocando con su rostro.
(..) se puso roja a más no poder y sintió algo extraño en su estómago, Orochimaru sólo sonrió, se quedaron mirando a los ojos, al segundo siguiente escucharon que la puerta se abrió y la chica se alejo rápidamente de Orochimaru.

-Lamento la demora- dijo su padre disculpandose

-No importa- dijo simulando leer los papeles que traía en sus manos

-Yo me retiro Genma, compermiso- anunció Orochimaru

-¿Qué es esto que siento?- pensó (..) al verlo salir

-Ahora si dime (..), ¿necesitas algo?-

-En realidad no, sólo vine a saludarte ya que últimamente no nos vemos, lamento si interrumpí la junta-

-No te preocupes por eso- sonrió

Ambos se dirigieron al despacho y ahí se sentaron en el sofá que ahí había.

-¿Como va todo por aquí?- preguntó (..) con interés

-Todo bastante bien, ¿Desde cuando es de tu interés?- preguntó extrañado ya que su hija no solía preguntar por el bufete

-Bueno es sólo que me preocupó por ti-

-No tienes de que, todo va bien- dijo feliz

Estuvieron platicando un rato más antes de que (..) se fuera a casa.
Decidió salir por el estacionamiento, eso sólo le traía recuerdos de lo que había escuchado la vez anterior que estuvo ahí. Iba caminando tranquilamente cuando llamaron su nombre.

-(..)-

-Ah- saltó del susto dándose la vuelta -O...orochimaru-San-

-¿Te asusté?- preguntó divertido al ver su reacción

-Sí, un poco- confesó avergonzada

-Lo siento no era mi intención- sonrió -¿qué haces por acá?-

-Decidí salir por aquí, hay menos transito, ¿y usted?-

-Me voy a casa-

-Bien, entonces hasta luego- sonrió un poco y comenzó a caminar

-Espera-

-¿Pasa algo?- preguntó sintiéndose nerviosa

-Si quieres puedo llevarte a casa- sacó las llaves de su carro de la bolsa del pantalón

-Etto...no...no creo que sea buena idea, no quiero molestar- se reprimió mentalmente por tartamudear

-No es ninguna molestia, anda- la alentó

-Pero...- rascó su nuca nerviosa tratando de buscar alguna excusa para salir librada de esa

-Nada, ya se está haciendo noche y puede ser peligroso-

Se acerco a ella y posó su mano en su espalda, la chica sintió un escalofrío recorrerla.

-Vamos- comenzaron a caminar sin que ella pudiera hacer nada

Llegaron al carro y después de subir se pusieron en movimiento. En el trayecto sólo había un silencio incómodo.

-¿Qué tal tu trabajo?- preguntó Orochimaru

-Bastante bien- dijo despegando la vista de la ventana

-Eso es bueno- la miró un momento antes de regresar la vista a la carretera

Después de que Orochimaru preguntara su dirección no volvieron a hablar hasta que llegaron a su destino, bajaron y se dirigieron a la entrada.

-Le ofrecería algo de tomar pero creo que ya es un poco tarde-

-No te preocupes, puedo entenderlo-

-Entonces nos vemos y gracias por traerme- sonrió un poco incómoda, no sabía muy bien lo que el de apariencia viperina la hacía sentir y eso la preocupaba

-Nos vemos- se acerco y depositó un suave beso muy cerca de sus labios para después sonreír e irse
.........................................

Las semanas siguieron pasando y (..) cada dos o tres días iba a el bufete de su padre, quería encontrar evidencia que pudiera delatar a Orochimaru y ponerle fin a su plan pero nada estaba saliendo como planeaba, empezando porque realmente no había hecho nada más que ir y quedarse buenos ratos en el bufete. Desde el día que Orochimaru la había llevado a su departamento y había osado besar suavemente cerca de sus labios la dejó con los pensamientos más revueltos que nada. Lo único que ella quería era ayudar a su padre y desenmascarar a Orochimaru pero las cosas estaban descontrolandose.
......................................

-¿Ahora si esta disponible mi padre?- preguntó (..) a la secretaria

-Hoy estas de suerte, puedes entrar- sonrió

-Muchas gracias- sonrió

Su padre le había preguntado varias ocasiones el porque de sus visitas, ella se excusaba diciendo que sólo quería pasar tiempo con él y en verdad se sentía terrible de no estar haciendo algo para ayudarlo. Se quedó un buen rato ahí, después de salir decidió ir a comer así que se fue a un restaurante cerca de la oficina.

-Esto no termina de convencerme- dijo mirando una gran hoja mientras el lápiz que traía en su mano se paseaba por su barbilla y fruncia el entrecejo
.......................................

-Shishio hoy deberás disculparme por no acompañarte pero mis planes acaban de cambiar- sonrió

-¿A que te refieres?-

-Sólo vete a otro lugar, luego te explicó- sonrió mirando hacía el restaurante a donde se dirigían

Shishio de mala gana se fue de ahí sin entender nada.
....................................

-Concentrate (..)- se dijo mirando e ideando algo que la convenciera

-Esos diseños son hermosos-

-Hum- volteó a su lado encontrándose con el viperino

-Hola (..)- sonrió saludando

-Orochimaru-San- dijo con un leve sonrojo

-El mismo- la miró un momento -¿Puedo sentarme?- señaló el asiento frente a la chica

-Cla...ro- tartamudeo

-¿Ya has comido?-

-No- negó -creo que me centre demasiado en esto-

-Anda déjalo un momento y comamos, yo invitó-

-No es necesario- agachó la mirada

-No seas tímida, vamos pidamos algo-

-Gracias- susurró

Ambos pidieron su comida y en cuanto se las llevaron comenzaron a comer en silencio, la chica observando el plato porque estaba nerviosa al sentir como Orochimaru no dejaba de mirarla y ella se sentía incapaz de mirarlo.

-¿Qué es lo que hacías?- preguntó para romper la tensa atmósfera, el hombre no podía evitar sentirse complacido al ver las reacciones de la chica

-Tengo que entregar la próxima colección de primavera-verano- susurró

-Por lo que vi tienes mucho talento, me gustaron bastante tus diseños pero parece que a ti no te convence-

-No del todo- hizo una mueca -quiero algo mejor pero no logró concentrarme-

-Ya lo harás, estoy seguro que eres muy buena en tu trabajo- aseguró

-Gracias y espero poder hacer lo pronto- sonrió

Nuevamente un silencio incómodo se hizo presente, cuando terminaron (..) se dispuso a ir.

-Gracias por la comida Orochimaru-San, nos vemos después- hizo una reverencia

-No pienso dejar que te vayas sola-

-No es necesario que haga esto, ya estoy dando demasiadas molestias-

No pudo replicar más pues Orochimaru pagó y la tomó del brazo caminando hacía su carro, minutos después estaban atorados en el tráfico.

-Sólo esto faltaba- pensó la chica comenzado a sentir ansiedad

Minutos y minutos pasaban y lo único que pudo hacer fue mirar por la ventana y fingir que no notaba la mirada de Orochimaru a cada tanto.

-Pareces muy tensa-

-Sólo es que me desespero muy rápido y este tráfico es tedioso- sonrió nerviosa

-Lo se- suspiró -para matar el tiempo porque no me cuentas acerca de ti-

-Realmente no hay nada interesante que contar, mi vida es tan normal como cualquiera, simplemente soy una diseñadora- se encogió de hombros

-Algo fuera de lo normal tendrá que haberte pasado- sonrió -cuando se es adolescente se hacen muchas cosas- tamborileo sus dedos en el volante

-Pues no, creo que soy muy aburrida- dijo y sacó un risa del viperino

-Qué hay de tu novio, ¿acaso no te lleva a citas fuera de lo normal?, no lo se, a la casa de los sustos o a una actividad extrema-

-No tengo novio- susurró

-Vaya, eso si es sorprendente- la miró -siendo tan bonita creí que tendrías cientos de pretendientes-

-Creo que esta siendo demasiado amable- contestó completamente sonrojada y sin poder mirar a los ojos al pelinegro

-Por supuesto que no- la tomó de la barbilla haciendo que lo mirara -los chicos de ahora si que deben estar ciegos-

(..) estaba totalmente nerviosa al ver de frente a Orochimaru, no supo que debía responder y tampoco como actuar, para su suerte comenzaron a escuchar que la gente pitaba en sus carros para que avanzarán y el viperino la soltó y siguió manejando.
El resto del camino Orochimaru se la paso preguntando cosas acerca de ella y (..) respondía tímidamente y sin mirarlo.

-Llegamos- dijo estacionando el carro

-Gracias Orochimaru-San- sonrió y armandose de valor se acerco para dejarle un rápido beso en la mejilla y salir corriendo del carro y entrando a su departamento

-Muy bien niña- pensó Orochimaru con una sonrisa
.....................................

-¿Qué es lo que acabo de hacer?- pensó asustada cuando se encerró en su habitación -soy una tonta- se aventó a la cama

Se regaño una y otra vez, estaba en un terrible problema, se sentía irremediablemente atraída a Orochimaru y eso no debía pasar, era él quien quería lastimar a su padre y ahora pasaba esto, tenía que hacer algo inmediatamente.
.................................

-Shishio- contestó su celular

-Por fin te dignas a contestar- reclamó

-Estaba tratando un asunto importante- sonrió

-¿Qué?- preguntó enojado
-
La hijita de Genma está cayendo lentamente en mi trampa-

-Así que de eso se trataba- rió un poco olvidando su enfado

-Sólo espera Shishio y lo veras- dijo con malicia
.....................................

Había pasado una semana y (..) no había querido aparecerse por el bufete, además de que seguía avergonzada por su comportamiento había tenido que concentrarse en sus diseños para la colección primavera-verano, su imaginación estaba de vuelta y su jefe había estado encantado con sus nuevos diseños así que por el momento tenía una carga menos.
Había tratado de sacarse de la mente a Orochimaru pero al contrario de lo que quería, este se metía más y más a sus pensamientos.
Mentiría si dijera que no ansiaba verlo. Esa mañana decidió regresar al bufete y entró con mucho cuidado de no toparse con Orochimaru, desafortunadamente no tenía mucha suerte.

-(..), que gusto verte- dijo -hacía unos días que no te veía por aquí-

-Orochimaru-san- hizo una leve reverencia -tenía bastante trabajo-

-¿Terminaste tus diseños?-

-Afortunadamente- rascó su mejilla con nerviosismo

-Te dije que lo harías- sonrió -¿vienes a ver a tu padre?-

-Hai-

-Ahora mismo esta atendiendo algunos asuntos-

-¿En serio?- preguntó decaída

-Es mi hora libre, ¿te apetece acompañarme a comer?- sugirió -tal vez cuando regresemos este desocupado-

-Está bien- susurró desviando la mirada

Orochimaru sonrió complacido y ambos salieron del bufete, llegaron caminando a uno de los restaurantes que ahí cerca se encontraba.
(..) se mantuvo callada todo el rato y de vez en cuando miraba a Orochimaru pensando que este no lo notaba, cuando terminaron regresaron al bufete por el estacionamiento pero antes de entrar el de apariencia viperina se detuvo logrando que la chica lo imitara.

-¿Ocurre algo Orochimaru-san?-

-No debería decirte esto pero- se acercó quedando frente a la chica -desde hace unos días no puedo dejar de pensar en ti-

-¿Qué....dice?- preguntó totalmente sorprendida por tal revelación

-No quiero asustarte al decirlo pero es la verdad- llevó una de sus manos a la mejilla de la chica acariciando suavemente -eres tan hermosa que no puedo evitar sentirme atraído hacía ti-

(..) sintió todo su rostro arder y un revoltijo en su estómago cuando Orochimaru comenzó a acercarse, sabía que debía detenerlo pero simplemente quería sentirlo así que cerro los ojos y se dejó llevar por la agradable sensación que la invadió cuando sus labios se juntaron. Abrió un poco sus labios incitando al pelinegro que gustoso invadió su cavidad bucal llevando el beso a otro nivel.

-Se que esto no esta bien, después de todo eres la hija de mi amigo- dijo una vez se separaron -pero en verdad no lo pude evitar-

-También es mi culpa- susurró abrazándose a él

-Tranquila, no es así- acarició su cabello -fue muy osado de mi parte besarte-

-En verdad también lo deseaba-

Orochimaru sonrió, todo estaba saliendo como lo planeado.

-Vamos a entrar, tu padre ya debe estar desocupado-

(..) asintió y se separo aún sonrojada, ninguno dijo nada más y entraron al bufete. Estuvo toda la tarde con su padre.
.........................................

-¿Será acaso que malinterprete su conversación?- pensó (..) confundida -tal vez soy yo la que hizo un alboroto, Orochimaru-san no parece una mala persona, el bufete va bien y él parece apreciar a mi padre en verdad-

(..) no sabía si en verdad había malinterpretado las cosas o sólo trataba de justificar a Orochimaru porque le gustaba, no quería equivocarse y desde que había llegado a su departamento le dio muchas vueltas al asunto y al analizarlo todo se dio cuenta que no tenía nada por lo que desconfiar de el pelinegro, desde que lo comenzó a tratar se había comportado muy bien con ella, así que decidió confiar en él como lo hacía su padre y olvidarse de la conversación que escucho y que seguramente malinterpreto.
.................................

-¿Cancelaron su contrato?- preguntó Shishio sorprendido

-Si, acaban de notificarme- sonrió Orochimaru -tras revisar las cláusulas notaron que no era nada de lo que habían pactado y se enojaron bastante de saber que habían cambiado tanto sin consultarlos, terminaron diciendo que era mejor irse a otro bufete que si cumpliera-

-¿Qué dijo Genma?-

-Él no lo sabe ni lo sabrá, confía tanto en mi que ni siquiera revisará como va el caso si sabe que yo lo supervisó-

-Tenías razón acerca de ese cliente, es de los más importantes que hemos tenido y lo más seguro es que empiece a difundir entre sus conocidos el mal trato de este bufete-

-Te lo dije, esto es poco a poco- dijo con malicia -Kabuto hizo un excelente trabajo-

-Ese tipo es capaz de cualquier cosa con tal de servirte-

-Lo se, seguramente pronto necesitemos nuevamente de sus servicios-

-¿Cuál es el próximo movimiento?-

-Mañana tendremos un potencial cliente, necesitamos a Genma fuera para manejar a este cliente, vamos a estafarlo-

-¿Eso no es demasiado arriesgado?-

-Es el ultimo paso para conseguir nuestro cometido, después de eso sólo queda esperar a que las cosas caigan por su propio peso-

-¿Qué hay acerca de (..)?-

-(..) ya no es ningún problema Shishio, esa niña a caído en mi trampa- sonrió -me aseguraré de pasar un buen tiempo con ella, después de todo esta haciéndome hacer trabajo de más por su curiosidad-

-¿No crees que este planeando algo?-

-Tal vez lo estaba pero estoy seguro que ya no, la tengo de mi lado-
........................................

Dos semanas después.

(..) estaba en el despecho con su padre, hablaban de su colección que estaba siendo un éxito en el mercado cuando se vieron interrumpidos por la presencia de Orochimaru.

-Aquí tengo los contratos de los nuevos clientes- dejo algunas carpetas en el escritorio de Genma

-Gracias, las revisare-

-Me retiro- dijo y (..) se puso colorada cuando el pelinegro le dedico una sonrisa antes de salir
........................................

-Debes tratar de controlarte- pensó (..) mientras caminaba por uno de los pasillos cuando salió de la oficina de su padre, no entendía como con sólo ver al viperino se ponía tan nerviosa

-¿Te vas?- escuchó tras ella y un escalofrío la recorrió

-Si, mi padre tiene trabajo- se volteó sintiendo nuevamente esos nervios que la carcomian

-Me encantaría llevarte pero tengo muchas cosas que hacer, lo siento-

-No tiene porqué disculparse Orochimaru-san, no tiene ninguna obligación conmigo-

-Sólo llámame Orochimaru, no seas tan formal-

-Ha..hai-

-Anda vete que ya es un poco tarde- dijo y después sin que (..) se lo esperara unió sus labios

(..) más que encantada correspondió aferrándose a la camisa del pelinegro y así se mantuvieron por algunos minutos.

-Nos vemos luego- dijo (..) con timidez antes de irse
.......................................

Pasaron algunas semanas más y (..) no sabía que era lo que tenía con Orochimaru, cada que iba a visitar a su padre se aseguraba de pasar a la oficina del viperino, nunca se había sentido tan feliz.

-¿Entonces que vas a hacer este Sábado?- preguntó (..) sentándose en el escritorio

-Nada fuera de lo común- respondió a la vez que remangaba un poco su camisa -¿quieres hacer algo?-

-Mmm estaba pensando que podríamos salir- sonrió complacida con la vista, el pelinegro se había quitado el saco y su camisa tenía los dos primeros botones desabrochados y acababa de remangar un poco las mangas, era una vista simplemente sexy para ella

-¿Y a donde quieres ir?- preguntó acercándose a ella y posicionándose entre sus piernas llevando sus manos a la cintura de la chica

-No lo sé, cualquier lugar es bueno- pasó sus brazos por el cuello del pelinegro

-Mejor vayamos a mi departamento- dejó un ligero beso en su cuello -podemos tener una maratón de películas, luego te haré una rica cena y después ya veremos-

-Eso suena mil veces mejor- sonrió

-De eso no hay dudas- susurró

(..) se acercó hasta rozar sus labios con los de Orochimaru.

-Ansío mucho que sea Sábado-

El viperino elimino cualquier distancia y la besó llevando una de sus manos a la nuca de la chica para acercarla más a él. A (..) le encantaba cuando Orochimaru la besaba tan apasionadamente como ahora mismo lo hacía, sentía que podía tocar el cielo sólo con sus besos.
.......................................

Genma estaba en su oficina bastante preocupado, tenía diez casos que acababan de cancelar su contrato con el bufete, no entendía a que se debía pero eso era una gran baja. Además que ya no llegaban tantos clientes como meses pasados y eso lo tenía bastante temeroso, si seguían las bajas como ahora su bufete estaría en quiebra muy pronto.
Convocó una junta urgente para buscar soluciones.
......................................

-Y aquí amigo mio- mostró una carpeta -tenemos la primera demanda hacía este bufete-

-Esto es asombroso- dijo Shishio mirando las hojas

-Genma a convocado a una junta, el muy idiota por fin se dio cuenta de la grave situación de este bufete pero es demasiado tarde- sonrió Orochimaru

-¿Cuando nos largamos de este país?-

-En unas semanas, sólo esperaremos a ver como este imperio se desmorona y desapareceremos- dijo con malicia -nuestro propio bufete esta en espera de prosperar-

-¿Será acaso que Genma se entere del desfalco que hicimos?-

-Tendrá cosas más importantes que atender con la justicia-

-No puedo esperar a terminar aquí-

-Pronto amigo pronto-
.........................

El sábado había llegado y (..) estaba emoción anda porque iba a pasar todo el día con Orochimaru. Cuando llegó a su departamento llamó a la puerta hasta que escucho pasos acercándose.

-Hola- sonrió al tiempo que entraba

-Llegas justo a tiempo-

Antes de empezar su maratón de películas estuvieron platicando un poco de los diseños de (..) para otoño-invierno y lo emocionado que estaba su jefe de verlos después del rotundo éxito de su pasada colección primavera-verano.
Después de tres películas se hizo de noche y tal como lo prometió, Orochimaru hizo una deliciosa cena que (..) sorprendida por los dotes culinarios del pelinegro degusto.

-Sabes que te ves sexy incluso lavando platos- dijo (..) abrazando a Orochimaru por la espalda mientras veía como fregaba la vajilla

-¿En serio?- rió por el comentario

-Si-

Orochimaru término y secó sus manos para darse la vuelta.

-Pues gracias por el halago- sonrió

(..) lo tomó de las mejillas y lo acercó para besarlo, Orochimaru por supuesto no se opuso.

-Mgh- (..) dio un pequeño quejido al sentir el golpe en la espalda cuando Orochimaru la empujó contra la pared

Mantuvieron el beso por algunos minutos hasta que el viperino se separo para llevar sus labios a su cuello dejando besos y leves mordidas.
La tomó de las mejillas y volvió a besarla en los labios al tiempo que caminaban directo a la habitación.
(..) se vio recostada en la cama con Orochimaru sobre ella y llevo sus manos a la camisa del pelinegro para desabotonarla y sacarla con un poco de desespero. Se deleitó con la pálida piel y el marcado abdomen por donde paseó sus manos lentamente robandole una sonrisa al viperino.
Este no se quedo atrás y retiro la blusa y la falda de la chica dejándola sólo en ropa interior.
Volvió a atacar sus labios jugando con sus lenguas mientras sus manos se paseaban por el cuerpo de la chica dejando un rastro caliente por donde tocaban. (..) comenzó a acariciar el miembro de Orochimaru por encima del pantalón logrando sacarle un gruñido de satisfacción que se perdió en el beso.

-Esto estorba- dijo (..) cuando se separaron comenzando a desabrochar el botón del pantalón del pelinegro para posteriormente bajarlo de un jalón llevándose a su paso el bóxer

Lamió sus labios al ver el miembro totalmente erecto frente a ella, empujó a Orochimaru hasta dejarlo recostado y se colocó entre sus piernas inclinándose hasta quedar a la altura de su falo, lo miró mientras besaba la punta y posteriormente comenzó a lamer toda la extensión antes de meterlo en su boca y comenzar a succionar y jugar con su lengua.
Por su parte Orochimaru disfrutaba de la gran felación que le estaban dando sin poder evitar que pequeños gruñidos se le escaparan.

-Detente, aún no es tiempo de terminar- dijo alejandola

(..) sonrió y fue a besarle dejando que la volviera a poner bajo él.
A los minutos el pelinegro la dejo desnuda y dejo un camino de besos por todo sus cuerpo.

-Orochimaru por favor- dijo mirándolo con súplica -te necesito dentro-

-También te necesito- sonrió el viperino robandole un rápido beso

Se acomodó mejor entre las piernas de la chica y alineó su miembro para empezar a empujar y entrar de una sola y rápida estocada que le sacó un grito a la chica.
Comenzó a moverse de inmediato a una velocidad normal y poco a poco aumento la rapidez y la fuerza con que entraba.
(..) disfrutaba demasiado cuando Orochimaru se ponía salvaje, tal vez era masoquista pero le gustaba el ligero dolor mezclado con placer que sentía cuando el pelinegro entraba en ella sin preparación.
Orochimaru se encargaba de besar su cuello mientras embestía sin piedad alguna deleitándose con los gemidos de la chica y disfrutando al máximo la estrechez que lo aprisionaba deliciosamente.
A los minutos ambos estaban al límite así que con algunas estocadas más llegaron al orgasmo.
(..) sintió el líquido caliente ser expulsado dentro de ella aumentando el placer, a los segundos él salió de ella.

-Estuvo fantástico- dijo (..) agitada

-Ya lo creo- sonrió dejando un largo beso en sus labios antes de recostarse a su lado

-¿Crees que pueda quedarme?- preguntó (..) recostando su cabeza en el pecho del viperino

-Claro que si- la abrazó
................................

Era lunes y (..) fue a casa de sus padres, lo que no espero fue ver a su padre con un montón de papeles regados por toda la mesa y a su madre con una mirada de preocupación.

-¿Todo bien?-

-Estamos en quiebra- dijo serio

(..) lo miró asombrada acercándose.

-¿De que hablas?-

-No se como paso pero he recibido varias demandas y revisando todo esto hay demasiados errores en los contratos que hicieron con el bufete-

-Pero puedes hacer algo ¿no?-

-Con todo lo que tengo que pagar por las demandas no hay forma de recuperar el bufete, con suerte no terminare en la cárcel-

-¿Qué?- preguntó preocupada

-Estoy en graves problemas-

(..) comenzó a negar y salió corriendo de la casa yendo directo al departamento de Orochimaru en donde lo encontró por salir.

-Fuiste tú ¿verdad?- reclamó

-¿De que hablas (..)?- la miró interrogante

-Mi padre está en quiebra y a punto de ir a la cárcel, todo esto fue tu obra-

-Así que ya ocurrió- sonrió con malicia

-¿Por qué?- gritó

-No es algo que te incumba- dijo serio

-Eres un desgraciado- dijo derramando lágrimas

-Qué te puedo decir- se encogió de hombros restandole importancia

-Mi padre va a saber esto, voy a decírselo y tú eres quien acabará en la cárcel-

-¿Con que cara vas a decírselo?- preguntó con burla -lo supiste todo el tiempo y aún así te metiste conmigo, estoy seguro que puedes imaginarte su decepción, además no tienes pruebas-

-Yo...yo confíe en ti- susurró -jugaste conmigo-

-Fue tu decisión- acarició su mejilla y ella se apartó -si de algo sirve no todo fue mentira, mi atracción por ti es real y la pase de maravilla contigo-

-Orochimaru eres un maldito bastardo- salió corriendo

Él tenía razón, con que cara podría decirle la verdad a su padre y ademas decirle que tuvo una relación con Orochimaru, todo lo que tenía que hacer era ayudar a su padre y ahora no sólo estaba en quiebra y podría ir a la cárcel sino que ella se había enamorado.
...............................

-Voy en camino Shishio, llegare antes de que el avión salga- dijo por celular

-Más te vale, sino llegas a tiempo me iré sin ti-

-Descuida, ahí estaré- cortó

Orochimaru iba con una sonrisa en su rostro mientras manejaba su carro al aeropuerto.

-Por fin lo hice Jiraiya, te he vengado- dijo al aire

Ahora se sentía libre y podía seguir con su vida, planeaba poner un bufete de abogados con Shishio en otro país y no dejar que se cometieran injusticias como la que sufrió su mejor amigo hacía quince años atrás.
.........................................

(..) llegó a la casa de sus padres llorando a mares y preocupando a sus progenitores al verla así. Corrió hacía su padre abrazandolo con fuerza.

-Lo siento papá, todo esto es mi culpa-
    Lhatatakeuchi
   19/05/17 14:09 | Última edición: 19/05/17 14:09

madreeeee!!! al final nos convencimos de que orochimaru no era malo y debido a eso ahora nuestro padre se encuentra en una situación muy preocupanteeee!!!

no me esperaba que orochimaru se aprovechara así de nosotras, de esa manera nos encandiló y nos manipuló de tal manera que olvidáramos la conversación que tuvo con su compinche! y aún por encima nos hemos enamorado de él!

Me ha gustado mucho el shot, y el final fue inesperado, nos enamoramos de orochimaru, se salió con la suya y ahora nuestro padre está en un buen marrón! me ha gustado mucho y me gustaría saber si nuestro padre conseguirá salir de esta! estuvo sensacional!