Tu Cigarrillo y mi Taza de Café -02-
  Autor/a: airamyitachi
  Visitas: 374
  Fecha: 11/07/15 10:09
  Última edición: 11/07/15 10:09
Fanfics > Otros animales



 

Hola!!! Espero que todas estén muy bien!!! Mil gracias por sus comentarios!! Me animan muchooo!!! Y se los agradezco mucho!! Marta, Luna, Jailin y Mekashi, las quiero chicas O//O Oh, Mekashi creo que pongo los capítulos de Collarbones en Relatos-Fanfic, y si aun te interesa:
http://fanfics.frikitest.com/Collarbones_IX-pid-147640.html

Y este lo estoy poniendo en: Otros animales.

Tu Cigarrillo y mi Taza de Café

Capítulo 02- Fiesta

Aker.

Ajusto mi mascara y los chicos y yo entramos al área de juego. Veo a mi equipo y asiento con la cabeza. Este día me toca hacerla de líder del equipo mientras que Erik es el líder enemigo. Nos dispersamos a través de los bunkers inflables. Veo a Aarón y hago una seña para que vaya hacia la izquierda, el asiente. No creo que ganemos, no me encuentro concentrado. Observo mi camino y con cautela me muevo hacia otro inflable, pero veo a Erik a metros de mí, él me ve y puedo jurar que sonríe debajo de la máscara. No estoy preparado, pero él sí, y lo hace: apunta y dispara. Salgo del área resignado y con una enorme mancha de pintura verde en el pecho.

—Oye, ¿qué es lo que te pasa hoy? —Me vuelvo, Erik tiene una mancha amarilla en el brazo—. Ayer parecías entusiasmado.

—Lo siento. No es nada importante —Desvió la mirada—. ¿Y los chicos?

—Cambiaron de líder, y se burlaron de nosotros ya que no llevamos ni cinco minutos jugando.

—Me sorprende que te hayan dado —lo miró y Erik se encoge de hombros. Aunque yo sé, que lo ha hecho por mí, para cerciorarse que me encuentro bien—. Gracias.

—No te pongas sentimental —dice, yo me río y él se aleja de mi un par de pasos— ese no es mi estilo.

*****

Cuando hemos entrado a la pizzería Cheese nos sentamos en una mesa grande. No hemos venido todos, los demás chicos han quedado en otras cosas, pero está bien ya que la mayoría de las ocasiones sólo quedamos nosotros: Erik, Aarón, Héctor, David y yo.

—Chicos, tenemos que ir a ver Dragon Ball Z: La resurrección de Freezer —Comenta Héctor, y todos asentimos. Somos una especie de: gamer, otaku, friki y demás etiquetas. Héctor toma su cuarta rebanada de pizza. Él es moreno, robusto, de baja estatura y cabello ondulado. Nos mantiene al día con el cine.

—Dejen de ser tan perdedores —aconseja una voz familiar, y todos como es costumbre abucheamos a nuestra querida Elisa—. En lugar de ver su tonto Goku… —la abucheamos nuevamente y podría jurar que David quería arrojarle su coca-cola a Elisa— deberían de ir a la fiesta de Daniel, ya saben, el chico más popular del instituto —Y todos excepto yo la abuchean nuevamente.

—¿Sabes en qué lugar será? —pregunto desesperadamente luego de que terminaran y todos vuelven su mirar a mí—. Tengo que ir.

—Si… sé dónde queda su casa —responde un tanto sorprendida— es raro qué tú preguntes eso, Aker.

—¿Qué hay de la película? —pregunta Aarón. Pasa su mano por su cabello rubio y me fulmina con sus ojos azules—. Hemos quedado para ir a verla en el sótano de tu casa.

—Lo siento chicos, pero es importante.

—Ya veo, es Solara ¿cierto?—dice Erik cruzando los brazos—. Amigo, ella no sabe siquiera que existes.

—Ahh, claro, Solara —dicen todos a la vez y vuelven los ojos.

—Aker, eres un acosador. —me acusa Elisa con una mirada picara—. Ya te dije, cualquier día de estos te puedo presentar a mi novia.

—Muy graciosa —digo y la fulmino con la mirada. Elisa es una clase de chica popular que le habla a todo el mundo, no importa a quien o que, ella puede hablar sin pelos en la lengua. Claro, ella es amiga de Solara, y ¡atención! Ella es lesbiana, es mi rival en amor ya que dice que Solara le encanta. Además es muy extravagante. Un día puede venir con el cabello purpura, al siguiente naranja, y tiene tatuajes por todo el cuerpo. Su piel es muy blanca y siempre lleva lentillas de diferentes colores—. ¿Puedes llevarme?

—Claro, pero me vas a deber una, ehh. —Advierte, saca las llaves de su auto y comienza a encaminarse a la puerta. Me levanto de mi asiento, dejo mi parte de dinero en la mesa y me deslizo para salir de la mesa.

—Lo siento, chicos —Erik se levanta de su asiento, deja su parte de dinero en la mesa y se encoge de hombros, pero antes coge dos rebanadas de pizza, le da un mordisco a una de ellas y luego traga. Si está tratando de verse genial, no lo está logrando—. Tengo que cuidar a este niño.

—Erik, puedes quedarte aquí. No hay problema.

—Oye, en ocasiones no piensas con la cabeza fría —dice, y sonríe al igual que yo. Ahora sabía porque era mi mejor amigo desde el jardín de niños.

*****

Subo al auto de Elisa, ya que Erik trata de acabarse sus dos rebanadas de pizza antes de subir a su auto. En el trayecto Erik nos alcanza en un semáforo, y continuamos.

—Tómalo con calma —me aconseja Elisa al ver mi rostro— pareces desesperado por llegar.

—Lo siento —respiro hondo y trato de calmarme.

Cuando llegamos la dichosa casa de Daniel me deslumbra, es gigantesca. La música retumba y puedo sentir sus vibraciones a cada paso que doy. Elisa, Erik y yo pasamos directo al patio trasero, hay una inmensa alberca. Hay demasiadas personas bailando, y otras están en la alberca.

—Vaya vida de ricos —comento aun deslumbrado.

—Mi casa es más grande —dice Erik y va directo al ponche.

Erik también es un chico rico. Sólo he ido un par de veces a su casa, y si, es muy grande. Pero Erik nunca sale de mi casa, él en ocasiones dice que es mucho más acogedora y cálida. Sus padres salen a menudo por viajes de negocio así que por ello él y sus hermanos se quedan en esa gran casa sin autoridad la mayoría del tiempo. Es todo lo contrario a mi caso. Soy un chico becado, y mis padres son estrictos. Si yo no veo a mi padre todo el tiempo es porque se encuentra trabajando, pero él siempre encuentra tiempo para nosotros.

—Voy a saludar a unas amigas, y si veo a mi novia te envío un texto —me avisa Elisa por encima de la música.

—De acuerdo —digo, pero ella ya se ha ido. Ahora me he quedado solo. Muevo mi pie al ritmo de la música mientras busco con la mirada a Solara. No se encuentra por aquí o tal vez aun no llega. Comienzo a caminar, escucho detrás de mí a Erik, volteo y él me señala con los dedos que espere un poco, pero lo ignoro. Sé que él se acabara la mesa de bocadillos, y tengo que encontrarla.

Entro a la casa de Daniel, hay música, pero es más relajada. Muchas personas hablan por su lado. Hay cerveza por todas partes y eso me asquea. No me gusta el alcohol, nunca lo he probado, pero desde que papá había tenido un accidente por estar ebrio y había mandado a un señor al hospital me había hecho prometer que no cometería sus mismos errores. Las cosas no llegaron a mayores, el señor afectado sólo le dijo a mi padre que pidiera ayuda. Las cosas mejoraron en casa, y ahora mi padre es más unido a la familia.

Llego al salón principal, no hay nadie y se encuentra un poco oscuro, pero… reconozco esta canción, DLD- El Mapa de Tus Ojos. Y la diviso, es Solara. Me acerco un poco, pero aun estoy lejos de ella. Es gracioso, mi corazón late a prisa, y la primera vez que la vi ella se encontraba sola como en este momento, y me encontraba escuchando esta canción.

—Whoa —ella se ve asombrosa. No puedo evitar mirarla de arriba hacia abajo. Su cabello negro y largo con las puntas onduladas, sus labios rojos resaltan con aquel vestido blanco pegado al cuerpo con un escote de corazón. Pero lo que me mata son sus ojos, sus ojos azules. Ella mira hacia a mí. Trago saliva y mi rostro arde. Paso la mano por mi cabello, me pregunto cómo diablos me veo hoy. El corazón se me acelera, pero pronto me doy cuenta que no me mira, parece que simplemente ve a la nada. Cierra los ojos y… lleva un cigarrillo a su boca. Me quedo en shock. Nunca la había visto fumar, y es decepcionante. Ella suelta una nube de humo por su boca.

—Solara, al fin te encuentro —Elisa entra al salón por el lado opuesto, no se percata de mí. Solara se gira unos cuarenta y cinco grados, limpia sus ojos… como si hubiese estado llorando, y vuelve su mirar a Elisa.

Gracias por leer :3

    jailin_uchiha
   11/07/15 17:04 | Última edición: 11/07/15 17:04

Me encanto, que cosas de la vida, me dejaste con ganas de seguir leyendo en serio, estaré esperando ansiosa la conti.....CONTI!!!!! =D

    Lhatatakeuchi
   11/07/15 17:06 | Última edición: 11/07/15 17:06

solara estuvo llorando? cuándo? por qué? será que elisa consiga averiguar algo y se lo comente a aker? qué pasará con erik y los bocadillos se los acabará todos el glotón?

me ha encantado el capítulo, escribes super bien haces que no sea nada difícil leerlo, estaré esperando la conti con ganas one!

    MekashiUchiha
   11/07/15 22:49 | Última edición: 11/07/15 22:49

Jajajaja si está tratando de verse genial no lo está logrando xD. Me pregunto qué pasó con Solara, ¿será que se atreverá a hablarle? ¡Está genial!
¡Muchas gracias por el link, claro que me interesa! Lol, otros animales. xD Yo llegué a poner cosas en otros animales cuando no sabía qué rayos era lo que había escrito. xD ¿Felisuco le habrá puesto así originalmente a la sección? ¿O habrá querido decir Otros animes? :v Siempre dudé de eso. ¡Espero la conti pronto!
Ah y me gusta el título, amo el café con toda mi alma, pero creo que no soy tan ruda(?), me gusta con leche evaporada, es una adicción. :'v ¡Nos leemos!